Viernes, 12 enero 2001 Cubaencuentro punto com
-
En Cuba Encuentro en la red
-
Sin más curvas...
 
De Sevilla a Cuba: Día de Reyes
NATALIA BOLíVAR, La Habana Parte 1 / 2

En Sevilla, durante el siglo XVI y bajo el amparo del Arzobispo Don Gonzalo de Mena, surgieron las Hermandades de negros horros. Reunidos en una casa extramuros y bajo la advocación de Nuestra Señora de los Reyes nacieron así las cofradías, que más adelante tendrían eco en la América colonial.

¿Porqué esta advocación a la Virgen de los Reyes? El hecho de tener presente a los Reyes Magos en sus altares les permitía representar la unión de las tres razas: la negra junto a la blanca y a la amarilla.

Comparsa

Estas hermandades se reunían en lugares autorizados los días festivos, principalmente en las Fiestas de Corpus Christi, para bailar zarabanda y paracumbe, acompañados por guitarras y tambores, donde acudían disfrazados de diablitos representando con ello el pecado que iba a ser redimido por el Sumo Sacramento.

Entre el siglo XVI y la primera mitad del siglo XVII, se recoge en la historia de las hermandades de negros de Sevilla, 21 grupos de danzas con sugestivos nombres, entre ellos, Los negros de Guinea.

Estas costumbres, que en sus inicios, fue de origen religioso, se trasladarían a Cuba a principios del siglo XVI, durante los años 1520, a la capital oriental y más tarde, en 1570, a La Habana. Estos festejos eran sufragados por el Cabildo del Gobernador General y por los grupos de negros horros que formaban las cofradías de sastres, carpinteros, zapateros, herreros, entre otros, los cuales proporcionaban a estas fiestas religiosas además de su ingenio, la alegría y el color característico de la impronta de sus etnias.

Los cabildos y cofradías tenían como objetivo la ayuda benéfica y religiosa a enfermos, ancianos y viudas. Con sus ahorros compraban la libertad de los esclavos más desvalidos de su misma nación o etnia. Ya para el siglo XVIII casi todos los cabildos tenían casa propia, y muchos de ellos se encontraban también incorporados a las iglesias parroquiales como cofradías o gremios de los artesanos. En 1792 el Bando del Buen Gobierno decreta su ubicación en la zona de extramuros, por provocar, con su música y bailes, molestias a la población habanera de entonces. Estos cabildos de Nación demuestran su carácter religioso, del cual, surgirían después, al paso del siglo XIX, las bases de las diferentes manifestaciones religiosas practicadas hoy día en nuestro país: La Regla de Ocha o Santería, Las Reglas de Palo Monte, la Regla practicada por los Arará y la Sociedad Secreta Abakuá.

Salto a cont. Siguiente: El 19 de diciembre... »
1   Inicio
2   El 19 de diciembre...

Imprimir Imprimir Enviar Enviar

 

Además en esta sección

Carga al machete contra la cabalgata
LUIS MANUEL GARCíA, Sevilla

Cuba: Frustración a inicios del milenio
OSCAR ESPINOSA CHEPE, La Habana

BUSCADOR
PORTADA
Lunes
En clave
La chistera
Martes
Meridiano
• encuentro
Miércoles
Stadium
Espejo
Jueves
En Miami
Viernes
En Cuba
La semana
Telegramas
La mirada
Desde...
En la prensa
Cartas
Chat
Enlaces
EDICIONES

ENCUENTRO EN LA RED - Año II. Edición 30
En clave | La chistera | Meridiano | Punto de encuentro | Stadium | Espejo | En Miami | En Cuba | La mirada | Desde... | En la prensa | Cartas | Chat | Enlaces

© 1996-2003 Asoc. Encuentro de la Cultura Cubana.