Lunes, 12 febrero 2001 Cubaencuentro punto com
-
Semblanzas Encuentro en la red
-
Sin más curvas...
 
Pablo Milanés
JOAQUíN ORDOQUI GARCíA, Madrid Parte 1 / 3

Una de las figuras más interesantes de la canción cubana es, sin dudas, Pablo Milanés, quien como cantante y compositor se ha movido con facilidad y talento dentro de todos los cánones de nuestra música. Nació en Bayamo, el 24 de febrero de 1943, pero su familia emigra pronto a La Habana, ciudad donde desarrollará toda su labor musical.

Pablo Milanés

Sus extraordinarias dotes le permiten formar parte de dos de las agrupaciones vocales más importantes de los años 60, El cuarteto del Rey y Los Bucaneros, con los que aprende a disciplinar su voz y a cantar en distintas tesituras. Sin embargo, encontraría su verdadera vocación al entrar en contacto con el filin, estética que le permite desarrollar sus mejores potencialidades y de cuya tercera generación es, sin dudas, el exponente más importante. Dentro del filin, compone sus primeras grandes canciones, de las cuales yo destacaría dos verdaderamente excepcionales: Mis 22 años y Ya ves, que lo sitúan entre los mejores compositores de la década.

También por esos años, Pablo tiene su primer gran contacto con la política cubana. Paradoja, si las hay, el que sería —junto a Silvio Rodríguez— una de las voces más identificadas con la revolución cubana fue internado en un campo de concentración, de los que se llamaron eufemísticamente Unidades Militares de Ayuda a la Producción (UMAP). A pesar de tan traumático inicio, Pablo asumió la experiencia como "un error de la revolución".

Es muy difícil trasmitir ahora la realidad moral y política que vivió la juventud cubana que nació en las décadas de los 40 y los 50 y que permaneció en el país después de 1959. Creíamos que estabamos participando en una cruzada justiciera, que los horrores eran errores, que latíamos al mismo ritmo del mayo del 68 parisino, y quizá porque vivíamos en las entrañas del monstruo no podíamos contemplar su verdadero rostro. Candorosa y torpemente felices, sacrificábamos nuestra propia felicidad. Y así, en medio de persecuciones veladas, de prohibiciones explícitas y protecciones oportunas, nació lo que más tarde se conocería como la Nueva Trova cubana, de la cual Pablo será uno de sus principales exponentes.

Salto a cont. Siguiente: En esos años... »
1   Inicio
2   En esos años...
3   Las letras de Pablo...

Imprimir Imprimir Enviar Enviar
BUSCADOR
PORTADA
Lunes
En clave
Dulce cantar
Semblanzas
La chistera
Martes
Meridiano
• encuentro
Miércoles
Stadium
Espejo
Jueves
En Miami
Viernes
En Cuba
La mirada
Desde...
En la prensa
A debate
Cartas
Chat
Enlaces
EDICIONES

ENCUENTRO EN LA RED - Año II. Edición 51
En clave | La chistera | Meridiano | Punto de encuentro | Stadium | Espejo | En Miami | En Cuba | La mirada | Desde... | En la prensa | Cartas | Chat | Enlaces

© 1996-2003 Asoc. Encuentro de la Cultura Cubana.